Como ya lo habíamos informado el 14 de Marzo de este año, interpusimos un Habeas Corpus Preventivo por Agustín Lara, un adolescente de 16 años, que estaba sufriendo acoso policial por parte de la Policía de la Comisaría Nro 48 de Villa Lugano.
Si bien, esa acción permitió que la policía cesara en su actuar, el joven tuvo que abandonar su barrio frente a las bandas que siempre operan a la sombra de la policía.
A partir de ese momento, la Gremial estuvo acompañando a su madre en el derrotero que viven los chicos y chicas que se encuentran en la calle.
Cuando Agustín acudió al CAINA (Centro de día y noche para niños, niñas y Adolescentes en situación de Calle del Gobierno de la Ciudad) NO QUISIERON ABRIRLE LAS PUERTAS. Frente a ello, hicimos las gestiones necesarias para que el Equipo Móvil los fuera a buscar a la puerta del CAINA y lo pusiera a resguardo.
En vano esperamos que aparecieran.

Después Agustín ya no quiso saber nada de ellos, en la cruel certeza que jamás harían nada por él.
A partir de allí, lo que los abogados de la Gremial conocemos muy bien porque lo vivimos día a día : el deambular de ranchada en ranchada, sin que nadie haga nada, sin que nadie vea nada, hasta que la fatalidad puso fin a su vida ayer, cuando una mampostería de un local abandonado cayó sobre él.

Como Gremial siempre estuvimos con Julia donde hay que estar, tirando nuestras credenciales en las mesas de entradas con presentaciones concretas en despachos concretos.

Esto que ocurrió con Agustín es un delito de Estado. La mampostería es secundaria. El responsable es el Estado que le impidió el ingreso a una Institución estatal y lo dejo al niño a la intemperie y librado a su suerte.

Nos equivocamos si creemos que el Estado sólo mata con balas.
Y nos equivocamos si creemos que el Estado irá contra el Estado.

El Código Penal jamás tendrá estas situaciones como homicidio doloso por parte del Estado, a lo sumo, con suerte, podrá condenar a las penas livianas de incumplimiento de funcionario público.
Su mamá, que siempre ha acompañado la lucha incansable de las madres de Gatillo Fácil y los familiares de Causas Armadas, sabe bien, que el Estado es siempre el Responsable de estas muertes infinitas que siempre podrían haber sido evitadas.

La importancia de Organizaciones como la Gremial radica en que tenemos las manos limpias para ir contra el Estado como responsable de la muerte por abandono de un niño.
La importancia de gente como nosotros es que no sólo no somos el Estado, sino que tampoco recibimos nada del Estado.
No siempre cae bien lo que decimos con altanería, pero es lo que es.

La Gremial de Abogados y Abogadas seguirá acompañando a la mamá de Agustín, para luchar para que nada pase al olvido, para que nada quede impune. La abrazamos fuerte pero también, como siempre decimos, ponemos nuestra matrícula sobre la mesa para poner el cuerpo en las injusticias que sufre nuestro pueblo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ver tambien

LA GREMIAL DE ABOGADOS Y ABOGADAS INFORMA QUE LOS COMPAÑEROS PARAGUAYOS FUERON CONDENADOS A ALTAS PENAS. SEGUIREMOS LUCHANDO, APOYANDO EL TREMENDO TRABAJO DE LAS COLEGAS PARAGUAYAS Y PEDIREMOS A TODOS Y TODAS UN ESFUERZO MÁS DE SOLIDARIDAD E INTERNACIONALISMO

Nada fue sorpresa en ese proceso enmarañado, arbitrario y clasista seguido contra los luch…